Banner blog MDMQSF

No todos los diseñadores pueden permitirse hacer las cosas a su manera, hoy en día todo el mundo cose los volantes de tiento a tiento, intentando gustar a todo el mundo.

La noche del viernes en el Hotel Alfonso XIII asistimos al desfile de una Raquel Terán, más Terán que nunca.

La diseñadora convirtió la pasarela en una alameda donde se mezclaban todos los matices que en ella son habituales: Tonos tierras, verdosos, azules, grises y rojizos. Demostró ser la dueña de la falda canastera, del talle alto y de los mantoncillos más bellos que se pasearan este año.

Raquel domina el color,  lo demuestra en cada uno de sus diseños creando una profunda armonía entre todos los matices que construye para un mismo traje de flamenca. La diseñadora adorna sus faldas con sus pensamientos de colores.  Es única eligiendo el color protagonista para cada primavera y en «A mi manera« hizo gala de ello.

La propuesta para este 2015 inventa nuevos colores teniendo como protagonistas al mostaza, al buganvilla, acompañado de matices beiges, verdosos y grisáceos. El terciopelo juega con los volantes y los mantoncilos, se cuela por los rincones de cualquier traje como si fuera el ingrediente indispensable.

  • Vuelve el chalequillo, y esta vez se adorna de bellos caireles realizados a mano. Para la noche, la diseñadora propone faldas interminables de talle alto y blusas con juegos de transparencias.
  • Mención especial: Los tejidos. Únicos, haciendo de cada diseño una joya para admirar muy de cerca. Look de las modelos: Peinecillos cosidos con caireles de seda realizados a mano, Cabeza preñada de flores donde pequeñas rosas adornan las coletas bajas.
  • Reminiscencias bohemias que la diseñadora supo plasmar en sus vestidos con elegancia.
  • Hay que destacar la música del desfile: Triana, Lole y Manuel, Aires de la Alameda y María Jiménez. Incluso robar frases que expresaban los sentimientos que la misma diseñadora trasmitía en su colección:  «Susurros que la noche deja, soleá ebría de poderío…»«La luna clara se tiñe de negro, de repente se hizo un silencio. Súplicas, temblores y requiebros, ¡ay! susurros cercos de incienso…»

Raquel, tu desfile no dejó indiferente a nadie, estás enamorada de tu trabajo, se hace notable en cada traje de flamenca, incluso en cada retal de tela que manejas a tu antojo, y yo sueño con gran pasión, esa Feria que vistas a tu manera, porque todo el mundo quisiera tener un Raquel Terán, y tú lo sabes.

Contacta con la diseñadora: Pasaje comercial Sierpes. Sevilla.

Nuestros favoritos:


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies